Remedios Naturales

Hiperactividad

hiperactividad-ninos-668x400x80xX


La hiperactividad es una alteración de la conducta cada vez más común. El niño hiperactivo o hipercinético tiene una energía excesiva, es inquieto, di traído y se frustra fácilmente. Suele sufrir rabietas prolongadas y regulares y se agita nerviosamente. Suele ser inteligente pero le cuesta tanto mantener la atención que acostumbra a no ir bien en la escuela. Los psiquiatras han etiquetado el trastorno como “hiperactividad con falta de atención” (pues hay niños que no se concentran pero no son hiperactivos). Aparece antes de los cuatro años de edad pero es frecuente que se ignoren los síntomas antes de que el niño vaya a la escuela.

Está muy difundida la creencia de que la originan los aditivos alimentarios como los conservantes, pero no se ha demostrado de modo concluyente. Hay quienes creen que la hiperactividad se debe a una lesión cerebral ligera.

Síntomas
• Desasosiego
•Falta de atención
• Rabietas
• Nerviosismo

TRATAMIENTO

FITOTERAPIA
La raíz de Aletris y onanthus virginica puede servir cuando la mala digestión es la causa de la hiperactividad.
Plantas que refuerzan un sistema nervioso estresado son verbena y tercianaria.
La avena es tónica para el sistema nervioso.
Dé manzanilla, tila y tercianaria a un niño tenso y ansioso.
La borraja y el regaliz tratan unas suprarrenales agotadas.

AROMATERAPIA
Un masaje es capaz de calmar la hiperactividad infantil. Si se puede persuadir al niño de que se tumbe tranquilamente unos minutos, padres e hijo se beneficiarán de la sensación de paz y calma creada durante el masaje. Utilice un poco de aceite de lavando o manzanilla romana.
• Los aceites de neroli, rosa y sándalo calman el sistema nervioso.
• Ponga unas gotas del aceite de manzanilla romana en el agua del baño para tranquilizar y propiciar el sueño.

HOMEOPATÍA
• Lo recomendable es el tratamiento constitucional pero puede ser apropiado el remedio China si la causa está en alergias alimentarias o problemas digestivos.
• Chamomílla calma al niño excitado y agotador.

REMEDIOS FLORALES
• Verbena para un niño apasionado en exceso.
• Impaciencia para un niño locuaz, de mente ágil e impaciente.
• Cerasífera para la pérdida de control.

VITAMINAS Y MINERALES
• Déle alimentos com abundantes vitaminas del complejo B, vitamina C, zinc y ácidos grasos esenciales en las comidas puesto que ayudan en los problemas de comportamiento.
• Probablemente será necesario que tome una pastilla multivitamínico-mineral todos los días.