Remedios Naturales

Furúnculos, diviesos o granos

alergiagatos.google - Furúnculos, diviesos o granos


Un grano es una zona hinchada y llena de pus que surge donde hay un folículo (glándula) capilar infectado. Suele contener un estafilococo (bacteria) pero puede haber otras causas como eczema, sarna, diabetes, higiene personal escasa y obesidad. El grano comienza como un bulto doloroso y rojo, luego se endurece y forma una cabeza amarilla (el clavo). Suelen aparecer en el cuello por detrás, en la ingle y el sobaco. Si aparece bajo las pestañas se llama orzuelo. La asociación de furúnculos se llama carbúnculo (no confundir con el ántrax).

Síntomas
• Quemazón, sensación pulsante en la zona afectada y a su alrededor.
• sensibilidad al más ligero contacto una vez se ba formado el pus.

REMEDIOS DOMÉSTICOS Y POPULARES
• Aplique sobre la zona afectada una cataplasma templada hecha con higos o miel.
• Empape un paño estéril. Con una infusión de tomillo caliente y sosténgalo un rato sobre el grano.
• Una cataplasma caliente hecha con una hoja de col y aplicada sobre la zona ayudará a expulsar la infección.
• Coma abundantes ajos si tiene propensión a los granos, pues el ajo es limpiador y la presencia crónica de granos seguromente indica que hay bastantes toxinas en el organismo.

FITOTERAPIA
• Beba infusiones de tomillo o trébol violeta tres veces al día durante los ataques.
• Beba equinácea dos o tres veces al día para impulsar el sistema inmunológico y purificar la sangre.

AROMATERAPIA
• Una compresa templada con los aceites de manzanilla, limón, lavando o tomillo ayudarán a que el grano evolucione hasta desaparecer.

HOMEOPATÍA
• Belladonna para granos rojos, blondos y nuevos.
• Hepar sulphuris para granos sensibles y que supuran fácilmente. También les hará evolucionar hasta formar el clavo.
• Gunpowder para granos supurantes pero indoloros.
• Ars. para piel ardiente agravada por el calor.