Remedios Naturales

Angina de pecho

Angina de pecho 500x325 - Angina de pecho


La angina de pecho (conocida técnicamente como angor pectoris) es un dolor pectoral causado por un estrechamiento de las arterias coronarias, lo que provoca que el riego sanguíneo del músculo cardiaco no pueda satisfacer la demanda de oxígeno y nutrientes. Suele aparecer tras un esfuerzo físico o una comida copiosa, o cuando hace mucho frío y en otras circunstancias que exigen un mayor trabajo del corazón. Los fumadores, los diabéticos y las personas con sobre- peso son los grupos con más riesgo.

Síntomas
• Dolor pectoral fuerte que a menudo se extiende por el cuello y el brazo izquierdo
• Opresión en el pecho
• A veces, dolor entre los omóplatos

TRATAMIENTO

FITOTERAPIA CHINA
El tratamiento va dirigido al chi estancado de la Sangre y el Corazón. Las plantas utilizadas son, entre otras: alazor, ramitas de canela, raíz de salvia roja, raíz de peonía y bulbo de cebolla macrosten.

FITOTERAPIA
La infusión de bayas de majuelo es un buen tónico cardiaco.
La agripalma es útil en el tratamiento contra la angina. Tome una decocción tres veces al día.
El toronjil y la tila tonifican el corazón y el sistema circulatorio. Tomar infusiones regularmente asegura un buen funcionamiento.

HOMEOPATÍA
El tratamiento debe ser constitucional, pero los siguientes remedios pueden ser de ayuda en ataques leves:
Cactus contra la opresión de pecho y la consiguiente dificultad al respirar.
Lilium si parece que el pecho va a estallar, con palpitaciones y dolor en el brazo derecho.
Naja en caso de pulso irregular, ansiedad y sensación de miedo.
Glonoinum cuando corazón late con fuerza y se siente correr la sangre con respiración difícil sensación de desmayo que empeoran con el calor.

VITAMINAS Y MINERALES
Aumente el consumo de fibra y de pescado rico en grasas (como sardinas, arenques, salmón y caballa).
El ajo crudo estimula el funcionamiento del sistema circulatorio y ayuda a combatir la angina.

PRECAUCIONES
LOS ATAQUES DE ANGINA PROLONGADOS O MÁS FUERTES PUEDEN PRECEDER A UN INFARTO, POR LO QUE DEBEN RECIBIR URGENTEMENTE ATENCIÓN MÉDICA